• Banner-temporalidad-escritorio.jpg
  • Franquicia Creditaria
  • simulador hipotecario.jpg
  • Planes de financiamiento

Blog Creditaria

¿Sabes que es una carga hipotecaria?

Escrito por Equipo Creditaria on 25 de enero de 2019 11:23:15 CST

sabes-que-es-una-carga-hipotecaria

Una carga hipotecaria se considera como el derecho de un tercero sobre algún inmueble, por ejemplo un embargo, un arrendamiento, una hipoteca. Esta carga debe estar reflejada en el Registro de la Propiedad para que sea público, garantizando seguridad jurídica para comprador y vendedor.

 

También te puede interesar: ¿Qué es la adjudicación de una propiedad?

 

Una carga hipotecaria, representa una limitación a su uso o propiedad. Entonces, puede entenderse, como una carga hipotecaria a la idea de que el inmueble “debe responder”, sin importar quién sea su titular, no está “libre de cargas” para ser comprada o vendida hasta que se pague la deuda que posea. Se entiende por “libre de cargas” cuando el propietario no tiene ninguna limitación sobre el inmueble.

 

Entre los pasos imprescindibles que se deben llevar a cabo antes de comprar una vivienda está acudir al Registro de la Propiedad para cerciorarse de que no existe algún tipo de cargas inscritas sobre la misma. Ignorar este tema, puede acarrear pérdidas de dinero y muchos dolores de cabeza en el futuro.

 

Es importante recordar que la vida de una hipoteca no termina con el pago de la última cuota, sino en el momento que se levanta la carga de la hipoteca, algo imprescindible para vender una propiedad.

 

Existen diferentes tipos de acuerdos extrajudiciales para quitar cargas hipotecarias de un inmueble. Entre ellas están:

 

  • Condonación o quita de deuda: Por supuesto, puede significar la mejor opción, pero ser la más complicada. Es importante contar con la asesoría necesaria para lograrla.
  • Acuerdos gravosos para el deudor: Puedes presentar un escrito a la oficina de la entidad bancaria para expresar, documentalmente, que quiere negociar una solución mejor a su crédito hipotecario. Sería dejar en claro y sin dudas que se está actuando como deudor de buena fe, manifestando que no hay negación por pagar pero confesando sus dificultades para lograrlo. Una presentación creíble facilitará el visto bueno de las áreas de reestructuración de préstamos.
  • Carencia de pagos de capital y/o intereses: No es aconsejable, pues acumula intereses. Es la preferida por la entidad, por lo tanto, es perjudicial para ti. Aún así, puede considerarse si es la mejor opción.
  • Aumento del plazo de amortización: Esta opción acumula intereses y encarece la hipoteca a largo plazo, por lo tanto, no es positiva y solo alargaría el tiempo de finalización de la carga hipotecaria.
  • Novaciones o constitución de nuevas hipotecas.
  • Refinanciación con créditos personales: Esto sería, en pocas palabras, pagar una deuda con otra deuda.

 

En fin, tal y como lo hemos nombrado en varias oportunidades, las opciones y las necesidades son diferentes con cada deuda y lo más importante es buscar la asesoría profesional adecuada para conseguir el cumplimiento de la meta: librarse de la carga hipotecaria.

 

Simula tu crédito hipotecario

Temas: crédito hipotecario, Preguntas frecuentes, créditos hipotecarios

Suscríbete a nuestro Boletín

Banner crédito
Banner crédito
Webinar Comercial

Lo más leido...

También te puede interesar:

Nuevo llamado a la acción
¿Quieres diseñar tu negocio ideal?
Conoce un negocio exitoso